Inicio Locales Acusan a compañía de Florida por facilitar vacunas a donantes ricos

Acusan a compañía de Florida por facilitar vacunas a donantes ricos

80

Florida inició el miércoles una investigación en un lujoso asilo de ancianos en medio de informes de que administraba vacunas contra el coronavirus a donantes ricos y miembros de un club de campo junto con sus residentes y empleados. Compañía de Florida Compañía de Florida Compañía de Florida 

Tanto el Washington Post como el New York Post informaron que el Sistema de Salud MorseLife, una organización sin fines de lucro que opera un hogar de ancianos y un centro de vida asistida en West Palm Beach, ha administrado vacunas a donantes y miembros del Palm Beach Country Club, cuya fundación ha donado al menos 75.000 dólares a MorseLife desde 2015, según muestran los registros fiscales.

Los periódicos informaron que las vacunaciones fueron organizadas por el CEO de MorseLife, Keith Myers, y el promotor inmobiliario de Nueva Jersey, David Mack, quien es miembro de varias juntas de MorseLife y presidente de la junta de la fundación del club de campo. Las vacunas fueron distribuidas en el Centro de Salud Joseph L. Morse, que se encuentra en David S. Mack Drive.

Meredith Beatrice, portavoz del gobernador Ron DeSantis, dijo en un correo electrónico a The Associated Press que el gobernador “ha sido extremadamente claro en cuanto a que la vacuna sólo debe ser administrada a las personas mayores de 65 años de Florida, a los trabajadores de la salud de primera línea y a los residentes y el personal de las instalaciones de cuidados a largo plazo”.

“Estamos investigando esta situación y haremos responsables a los malos actores”, escribió.

George Shea, un portavoz de David Mack y su hermano, Bill Mack, dijo en una declaración el miércoles que los Macks estaban ayudando a MorseLife en sus esfuerzos por distribuir la vacuna y no hicieron nada malo. Dijo que las vacunas siguieron los protocolos estatales limitando las administradas a los no empleados a personas mayores de 65 años.

Negó que la distribución estuviera dirigida a los miembros del Palm Beach Country Club. Shea no respondió a los informes de que los Macks estaban entre los que se vacunaban. Los hermanos tienen ambos alrededor de 80 años.

El representante del estado de Florida, Omari Hardy, un demócrata cuyo distrito incluye el recinto de MorseLife, dijo que es terrible que a los ricos se les haya dado acceso exclusivo a la vacuna mientras que los residentes mayores de su distrito y de toda Florida han estado luchando para vacunarse. Los sistemas telefónicos para programar citas se han colapsado y los residentes mayores de algunos condados donde la vacuna se ha distribuido por orden de llegada se han visto obligados a acampar durante la noche para ser inoculados.