Inicio Mundo Corea del Norte realizó un gran desfile militar de madrugada y Kim...

Corea del Norte realizó un gran desfile militar de madrugada y Kim Jong-un volvió a amenazar al mundo: “Seguiremos potenciando nuestro Ejército”

79

Corea del Norte realizó su gigantesco desfile militar el sábado con miles de tropas sin máscaras desafiando la amenaza del coronavirus. La emisora estatal KCTV mostró en diferido escuadrón tras escuadrón de soldados armados y vehículos blindados alineados en las calles de Pyongyang listos para marchar a través de la plaza Kim Il Sung en una exhibición esta madrugada, cuando aún no había salido el sol.

El esperado acto formaba parte de las conmemoraciones del 75º aniversario de la fundación del Partido de los Trabajadores, en el poder.

Ninguno de los participantes o el público alineado en las gradas llevaba mascarillas, pero había muchos menos ciudadanos de lo habitual en la propia plaza. De todas formas, en su intervención, el propio Kim Jong-un aseguró que en su territorio no habían tenido ni un solo caso de coronavirus, algo incomprobable por el hermetismo del régimen.

El dictador tomó la palabra y deseó “buena salud a todas las personas del mundo que están luchando contra los males del malvado virus”. Además, prometió seguir fortaleciendo el ejército «para la autodefensa y la disuasión”. “Nunca usaremos (esa fuerza) para atacar (preventivamente) pero, si alguien decide atacarnos responderemos con todo”, afirmó.

Y agregó con tono amenazante: “Si no tienes la fuerza, tendrás que limpiar las lágrimas y la sangre que fluyen con tus dos puños cerrados”.

El programa se abrió con la imagen de un cartel de propaganda de las conmemoraciones, mostrando a tres norcoreanos sosteniendo sus símbolos de un martillo, una hoz y un cepillo, y el lema: “La mayor gloria de nuestro gran partido”.

De acuerdo con el Estado Mayor Conjunto de Seúl, la exhibición tuvo lugar en la madrugada del sábado, cuando dijeron en un comunicado que “se detectaron signos de un desfile militar – que involucra equipos y personas a gran escala – en la Plaza Kim Il Sung”.

“La inteligencia de la República de Corea (nombre oficial de Corea del Sur) y Estados Unidos están realizando análisis, con la posibilidad en mente de que este haya podido ser el evento principal (para celebrar el aniversario)”, añade.

Los servicios de inteligencia en Seúl y Washington han estado siguiendo de cerca los preparativos para este gran desfile, en el que se preveía que Pyongyang desvelase nuevos activos de su programa de misiles.

A su vez, varias fuentes anónimas residentes en Pyongyang citadas por la web especializada NKNews aseguran haber oído un gran despliegue de aeronaves, vehículos e incluso pirotecnia a partir de la medianoche del viernes al sábado.

El ejército norcoreano cerró el desfile militar celebrado en Pyongyang con la presentación de un nuevo misil balístico de alcance intercontinental con una envergadura mayor que la del Hwasong-15, proyectil de mayor alcance probado por el régimen hasta la fecha. Este nuevo proyectil, cuyo nombre se desconoce y que Pionyang no ha testado aún, ha sido uno de los nuevos activos del programa de misiles que Corea del Norte ha exhibido durante esta marcha militar.

Además, entre las novedades exhibidas en el desfile se han contado también unas nuevas lanzaderas erectoras móviles (TEL por sus siglas en inglés) de gran tamaño transportando el mencionado nuevo misil, y también otro nuevo proyectil de alcance intermedio aparentemente llamado Pukguksong-4. Pyongyang también ha mostrado nuevos sistemas de radar anti-aéreos, nuevas lanzaderas de misiles con sistema de tracción de oruga e incluso blindajes nuevos para sus unidades de infantería.

Todo ello plantea dudas sobre el cumplimiento de las sanciones impuestas por el Consejo de Seguridad de la ONU como castigo a sus pruebas de armas, con las que se pretende cortar el suministro de materiales y tecnología para el programa nuclear y de misiles del ejército norcoreano.

A diferencia de otras ocasiones, la prensa extranjera no fue autorizada a presenciar el desfile y como muchas embajadas están cerradas por el coronavirus, apenas había observadores extranjeros en la ciudad.

Nuevas armas y un mensaje a estados unidos

Se cree que Corea del Norte ha seguido desarrollando su arsenal, supuestamente para protegerse de Estados Unidos, tras el fracaso de la cumbre de Hanói con el presidente Donald Trump en febrero del año pasado. Los analistas creen que el país está desarrollando nuevas armas.

Una de las que más preocupa a los rivales del país norcoreano es la posibilidad de que Corea del Norte haya desarrollado un misil balístico intercontinental que incorpore tecnología de combustible sólido. Con este tipo de combustible sería posible un despliegue y lanzamiento más rápido que en los modelos actuales que usan combustible líquido, lo que haría más complicado neutralizar este tipo de proyectiles.

Expertos consultados por la agencia estadounidense Bloomberg también han señalado la posibilidad de que el régimen de Pyongyang muestre nuevas lanzaderas de misiles o que muestre una mayor cantidad de misiles balísticos de los que se estima que posee durante el desfile para enviar un mensaje sobre su nuevo poderío militar.

Según la agencia Yonhap, el ministro de Unificación surcoreano, Lee In-Young, adelantó que cualquier presentación o anuncio de Kim Jong-un que se tratará de una estrategia norcoreana para desviar la situación de la mala perspectiva económica que afrontaría el país por la pandemia, a lo que habría que sumar a los tifones e inundaciones que habrían causado grandes daños en los últimos meses.

FELICITACIÓN DE XI JINPING

Con motivo de esta fecha, el presidente de China, Xi Jinping, ha felicitado a Kim Jong Un, según ha revelado este sábado la agencia nacional norcoreana KCNA. En una misiva, el mandatario chino ha llamado a mantener la alianza existente entre los dos países y a que ambos dirigentes continúen escribiendo “una nueva página” en la historia de las relaciones diplomáticas entre ambas naciones.

Xi Jinping ha hecho mención a los nuevos desafíos derivados del coronavirus y a las reuniones mantenidas con Kim en los últimos años en los que han llegado a “entendimientos para mejorar las relaciones entre los dos países”.