Inicio Mundo EEUU sancionó a dos compañías y un individuo por supuestos vínculos con...

EEUU sancionó a dos compañías y un individuo por supuestos vínculos con Hezbolá

42

Estados Unidos ha sancionado este jueves a dos compañías y a un individuo por supuestamente tener lazos con el partido-milicia chií libanés Hezbolá, al que considera como una organización terrorista.

Se trata de Arch Consulting y Meamar Construction, que Hezbolá “posee, controla o dirige”, según ha explicado el Departamento de Estado de Estados Unidos en un comunicado. El individuo, por su parte, es Sultán Jalifa Asad, que ha sido acusado de ser “un líder o un oficial” de la organización.

La agencia que lidera Mike Pompeo ha explicado que Arch Consulting y Meamar Construction son dos de “las muchas empresas subordinadas al Consejo Ejecutivo de Hezbolá”, que habrían servido para ocultar la actividad económica de la agrupación y evadir las sanciones estadounidenses.

«Hezbolá colaboró con el exministro libanés Yusuf Finyanus –también sancionado por presuntamente “apoyar” de forma material al partido-milicia– para garantizar que Arch y Meamar obtuvieran contratos con el Gobierno libanés por valor de millones de dólares y las empresas enviaron una parte de esos fondos al Consejo Ejecutivo de Hezbolá», ha agregado.

Además, según Estados Unidos, Arch Consulting fue anteriormente parte y continúa proporcionando fondos a Yihad al Bina, una empresa de construcción sancionada por el país norteamericano en 2007.

Sultán Jalifa Asad supervisaría Arch y Meamar, además de otras empresas, gracias a su puesto en el Consejo Ejecutivo de Hezbolá “donde ayuda a gestionar los asuntos municipales del grupo terrorista”, según el comunicado.

“Este esquema que involucra a líderes políticos que dan contratos a aliados políticos mientras se enriquecen es exactamente el tipo de corrupción contra la que protesta el pueblo libanés”, ha criticado la agencia del Gobierno estadounidense.

Estados Unidos denunció este jueves que el grupo terrorista Hezbollah almacena desde hace años armas y nitrato de amonio en Europa con el objetivo de preparar futuros ataques ordenados por el régimen de Irán, principal patrocinador del movimiento extremista libanés.

Esta denuncia tiene lugar semanas después de la explosión del pasado 4 de agosto de casi 3.000 toneladas de nitrato de amonio almacenados seis años sin custodiar en el puerto de Beirut, que mató a 190 personas, hirió a más de 6.500, dejó sin hogar a unas 300.000 y asoló gran parte de la capital mediterránea.

“Puedo revelar que tales alijos [de armas de Hezbollah] han sido trasladados a través de Bélgica a Francia, Grecia, Italia, España y Suiza. También puedo revelar que importantes alijos de nitrato de amonio han sido descubiertos o destruidos en Francia, Grecia e Italia”, confirmó Nathan Sales, coordinador antiterrorista del Departamento de Estado norteamericano, durante una intervención virtual ante el Comité Judío Americano, de acuerdo a lo informado por The Guardian.

“Tenemos razones para creer que esta actividad aún está en marcha. En 2018, todavía se sospechaba que había escondites de nitrato de amonio en Europa, posiblemente en Grecia, Italia y España”, agregó.

Las autoridades están investigando la explosión y cómo el producto químico, que se utiliza como fertilizante y también en explosivos, llegó a estar en el puerto de Beirut durante seis años después de ser confiscado a un barco.