Inicio Nacionales Gobierno de Estados Unidos ofrecerá ayuda financiera a comercios en comunidades latinas...

Gobierno de Estados Unidos ofrecerá ayuda financiera a comercios en comunidades latinas y afroamericanas afectados por la pandemia

83

A raíz de la crisis económica derivada de la pandemia, el gobierno de los Estados Unidos ha puesto en práctica un programa de préstamos para comercios y pequeñas empresas, que los ayudará a afrontar los gastos básicos en tiempos en los que los ingresos han disminuido. El Programa de Protección de Cheques de Pago (PPP, por sus siglas en inglés), ha sido concebido fundamentalmente para evitar despidos, fue aprobado en primera instancia por la administración Trump, y continuará hasta el menos el 31 de marzo de este año.

Pero en el día de hoy, la administración Biden anunció ciertos cambios en la iniciativa para evitar que empresas más grandes reciban los fondos primero, como ocurrió en el pasado.

El departamento del tesoro anunció esta mañana que se establecerá un período de dos semanas, a partir del miércoles, para que solo empresas con menos de 20 empleados puedan solicitar el PPP al gobierno federal, dándoles un período de ventaja por sobre las empresas más grandes. Según el propio gobierno federal, son estas empresas de menos de 20 empleados las que dan trabajo al 50 por ciento de los estadounidenses.

“Los pequeños negocios en los Estados Unidos la están pasando mal, y necesitan ayuda cuanto antes”, ha declarado el presidente Joe Biden en varias ocasiones desde que tomara posesión de la Casa Blanca, el pasado 20 de enero.

También se van a destinar mil millones de dólares para propietarios únicos, es decir empresas de una sola persona como puede ser un contratista de construcción o un esteticista. La mayor parte de estos trabajos en el país están en manos de personas pertenecientes a minorías, como la latina y la afroamericana, por eso es que los cambios al programa se presume beneficiarán a estos sectores sociales. Hasta ahora, este tipo de trabajadores independientes no calificaban para la ayuda a comerciantes.

Otro dato importante es que para este tipo de ayuda, no se exigirá que la persona sea ciudadana de este país, sino que todo se hará en base a las declaraciones de impuestos.

Otros trabajadores independientes, como conductores de servicios como Uber o agentes inmobiliarios, que sí han recibido ayuda en el pasado, podrán calificar nuevamente y esperar recibir más dinero, puesto que se ha cambiado la fórmula en la que se calcula el monto que les corresponde. La crítica ante la primera ola de ayudas fue que quienes recibieron el PPP en estas labores, habían recibido muy poco dinero (en su mayoría, menos de mil dólares, cuando hubo grandes empresas que recibieron millones).

Estos prestamos tienen un interés del 1 por ciento, y pueden inclusive convertirse en un incentivo sin necesidad de devolución del dinero, si se demuestra que el 60 por ciento de lo que se recibió se utilizó en el pago de sueldos a empleados, y el 40 por ciento restante en gastos fijos (como renta, servicios de energía, internet, etc).

La primera ronda de estos préstamos se envió entre el 3 de abril y el 8 de agosto de 2020. Los expertos consideran que ayudó a evitar despidos masivos durante el pasado verano. Pero las condiciones económicas en el país no han mejorado desde entonces y son miles los comerciantes esperando una nueva ronda de estímulos.