Inicio Mundo Golpe de Estado en Guinea-Conakry: detienen al presidente y disuelven las instituciones

Golpe de Estado en Guinea-Conakry: detienen al presidente y disuelven las instituciones

61

Un grupo de militares ha detenido este domingo al presidente de Guinea-Conakry, Alpha Condé, en un intento de golpe de Estado que ya ha derivado en una declaración por parte del supuesto líder golpista sobre la disolución del Gobierno y el cierre de fronteras.

Los acontecimientos se han precipitado desde primera hora, cuando varios medios locales se hicieron ecos de disparos con armas automáticas por parte de militares en Conakry y, en particular, en el barrio de Kaloum, un extremo peninsular de la ciudad que alberga importantes edificios, entre ellos el palacio presidencial, la Sékoutoureya, de donde podrían haber sacado a Condé, de 83 años. En la misma zona están el Ministerio de Defensa y el Cuartel General del Estado Mayor.

Los accesos han quedado bloqueados mientras los propios militares e incluso embajadas extranjeras han exhortado a los ciudadanos a no salir a la calle a la espera de que se esclareciese lo que estaba pasando.

Fuentes citadas por la emisora RFI y por el portal Jeune Afrique han identificado a los autores de los disparos como miembros del Grupo de Fuerzas Especiales, un organismo creado en 2018. El grupo tiene al frente a un antiguo legionario de las Fuerzas Armadas francesas, el teniente coronel Mamady Doumbouya, a quien se ha visto ya en un vídeo difundido en redes sociales.

En él, Doumbouya aparece con boina roja y gafas de sol flanqueado por otros dos uniformados y repasa una lista de agravios atribuidos a Condé y su partido, incluidas actividades de corrupción y pobreza social, y anuncia que ha ordenado disolver las principales instituciones y anular la actual Constitución. También proclama el cierre de fronteras.

«La situación sociopolítica y económica del país, la disfunción de las instituciones republicanas, la instrumentalización de la justicia, el pisoteo de los derechos de los ciudadanos, la mala gestión económica (…) han llevado al Ejército republicano a asumir sus responsabilidades frente al pueblo de Guinea», explica Doumbouya en la grabación. Asimismo, anuncia la formación de un Comité Nacional de la Unión y el Desarrollo que toma el poder.

Los golpistas han difundido también imágenes de Condé, al que muestran sentado en una butaca, con la camisa abierta y descalzo y rodeado de militares para demostrar su supuesto arresto, según el portal Guineenews. El propio Doumbouya ha confirmado en declaraciones a France24 que Condé está retenido.

«Queremos asegurar a la comunidad nacional e internacional que la integridad física y moral del expresidente no está comprometida. Hemos tomado todas las medidas para garantizar que tenga acceso a atención médica y a sus propios médicos», han confirmado los militares en un comunicado posterior.

La rebelión militar consumada este domingo deriva de meses de tensiones políticas en los que Doumbouya ha tratado que su grupo ganase más peso. En mayo ya se llegó a especular con el posible arresto de este oficial.

El propio Doumbouya ha hecho un llamamiento a la «unidad» de sus «hermanos de armas» y a que permanezcan en sus cuarteles, pero cabe la duda de si el resto del Ejército seguirá al GPS. «Las fuerzas leales a Alpha Condé no han dicho su última palabra, pero el presidente está verdaderamente en manos de los golpistas», ha reconocido en declaraciones a Jeune Afrique una persona cercana al presidente.

Más tarde, los golpistas han comparecido en la televisión pública liderados de nuevo por Doumbouya para reiterar la derogación de la Constitución, la disolución del Gobierno y de todas las instituciones y el cierre de las fronteras terrestres durante una semana. Además, han prometido una consulta nacional para una transición pacífica y respetar los compromisos internacionales asumidos por Guinea.

El objetivo es redactar una nueva constitución y para ello se tendrá en cuenta a «las cuatro regiones naturales y la diáspora». «Se acabó la personalización de la vida política. Pondremos en marcha una transición transparente e inclusiva», ha afirmado el teniente coronel. «Después de 62 años de independencia, es hora de que nos unamos», ha planteado.

Además, Doumbouya ha citado al expresidente y exmilitar ghanés Jerry Rawlings: «Si la gente es aplastada por sus élites, le corresponde al Ejército darle la libertad a la gente».

Los golpistas han anunciado que los gobernadores y prefectos civiles serán reemplazados por militares y han emplazado para este lunes a los ministros y altos cargos salientes en el Palacio del Pueblo para abordar estos hechos. «Cualquier negativa a presentarse se considerará una rebelión», señalan en un comunicado.

A su vez, han decretado un nuevo toque de queda a partir de las 20.00, hora local, y han pedido a la población que mantenga la calma, acuda a sus puestos de trabajo este lunes y evite los desplazamientos a Conakry.